Más de la mitad de las PyMEs europeas se plantea cerrar si la crisis económica provocada por el COVID-19 no mejora

Un estudio de la consultora McKinsey afirmó que de las cinco principales economías del Viejo Continente, las más perjudicadas por la pandemia fueron España e Italia

Alrededor del 55% de las pequeñas y medianas empresas de Europa ve peligrar su futuro si no hay una mejora sustancial de su facturación y se plantea cerrar en los próximos doce meses como consecuencia del impacto económico generado por la crisis del coronavirus, afirma un estudio elaborado por la consultora estadounidense McKinsey.

La encuesta, realizada en agosto a 2.200 PyMEs de cinco grandes economías europeas (Alemania, Francia, Italia, España y Reino Unido), refleja el profundo impacto sufrido por las empresas, con caídas de los ingresos en alrededor del 70% de ellas .

Las PyMEs de Italia y España se muestran como las más perjudicadas, con un 80% y un 77% de ellas, respectivamente, señalando descensos en las ventas por la pandemia De hecho, un 33% de las consultadas en España afirmaron que esta caída fue muy importante, mientras que en Italia fue del 30%, en línea con el Reino Unido.

Pocas PyMEs europeas se mostraron optimistas de cara al futuro de la economía, y alrededor del 80% calificó de débil o muy débil la coyuntura actual, aunque se observaron profundas divergencias entre países, con un 39% general de empresas optimistas, frente a apenas un 10% en Italia y un 11% en España.

De esta manera, el número de pequeñas y medianas empresas europeas que sobrevivirán a la crisis dependerá, en gran medida, del futuro incierto de la pandemia y del costo que tenga sobre los ingresos de estas.

En ese sentido, el 55% de las PyMEs encuestadas expresó su preocupación por el riesgo de cierre en los próximos doce meses si los ingresos se mantienen estables, mientras que si la situación empeorase, con una caída adicional de las ventas de entre el 10% y el 30%, alrededor del 77% de las empresas se plantearía cerrar para septiembre de 2021.

Asimismo, si la situación mejora y los ingresos aumentan entre un 10% y un 30%, aún así un 39% de las consultadas expresó su preocupación sobre su capacidad para continuar en actividad para septiembre de 2021.

A nivel general, un 11% de las empresas advirtió sobre el riesgo de declararse en quiebra en un plazo de seis meses, con un 13% en Francia y un 11% en España, mientras que en Italia y en Alemania esta posibilidad es contemplada por el 10% de los participantes en la encuesta y por un 9% de las PyMEs consultadas en Reino Unido.

https://www.infobae.com/america/mundo/2020/10/23/mas-de-la-mitad-de-las-pymes-europeas-se-plantea-cerrar-si-la-crisis-economica-provocada-por-el-covid-19-no-mejora/?outputType=amp-type&__twitter_impression=true

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *